Un “Todo” conectado (el punto y final)

Como había comentado en la parte dos de este laaaarrrgooo capítulo de un “Todo” conectado, había planteado dos opciones para este baturrillo que hemos armado en esto que viene siendo nuestro hogar, de momento el único que tenemos.

Ya analizamos el Desarrollo Sostenible (por supuesto tendríamos para horas y horas si nos ponemos a debatir y a profundizar más en el tema, igual que con el presente post, pero creo que es suficiente para saber al menos por dónde van los tiros).  Ahora toca hablar de eso llamado “Decrecimiento”.

Actualmente aumentan los apoyos a esta corriente llamada de Decrecimiento o Retirada Sostenible (aunque ya nació hace unos cuantos años con Nicholas Georgescu-Roegen, co-fundador de la economía ecológica, quien ya 1979 publicó una selección de artículos relacionados con el tema bajo el nombre de “Démain la Décroissance”).

Y ¿qué es?

Un decrecimiento económico (y demográfico) que sea socialmente sostenible. Una retirada justa y ordenada en los países “ricos”, para dar algo de espacio a un desarrollo que sea sostenible ecológicamente en los países más “pobres”, evitando el colapso.

Su lema: “Menos para vivir mejor”

Para mi expresar este tema es difícil porque estamos tan sumergidos en el consumismo que hacerme entender me cuesta la vida. Por ello y tras leerme un montón de artículos, estudios, tratados, etc. he recopilado las partes que me han resultado más claras y las he aglutinado para que no resulte demasiado pesado .

En resumen y siendo sincera,  hoy es turno de un corta-pega pero que creo de gran interés.

Según Joan Martínez Alier (Hacia una Economía Sostenible: Dilemas del ecologismo actual) Este movimiento del decrecimiento tiene más coherencia con el desarrollo humano sostenible ya que entiende que el crecimiento económico no significa necesariamente mejora para todos. Es decir que un “desarrollo” que agranda la brecha social no es un verdadero desarrollo. Al contrario, las últimas décadas nos han demostrado en América Latina como “buenos” resultados macroeconómicos podían significar empobrecimiento, exclusión y aumento de las desigualdades

Llegamos pues al momento actual en el que para conseguir una economía mundial más sostenible y más solidaria es necesaria una alianza entre movimientos del ecologismo popular que protestan contra el cambio climático, que reclaman la deuda ecológica acumulada pero no quieren que ésta aumente más todavía, que no desean continuar exportando materias primas baratas que implican costos socio-ecológicos que no están calculados, que prefieren el Buen Vivir al desarrollo uniformador, y el pequeño movimiento en algunos países ricos por el decrecimiento económico que sea socialmente sostenible, y que requiere nuevas instituciones (por ejemplo, una renta básica o de ciudadanía en vez de quitar el subsidio a los desempleados, disminuir la ayudas de dependencia, etc.).

Tras esta reflexión de Alier, puede que tengamos la cabeza como una lavadora por la cantidad de cosas importantes que resume en muy pocas líneas, por eso creo necesario tomar los 7 pasos más importantes que, según Carlos Taibo (El Decrecimiento explicado con sencillez), podrían servir para llegar de forma gradual y lógica a este decrecimiento:

1º) Primacía de la vida social frente a la lógica frenética de la producción, consumo y competitividad.

2º) Tiempo libre creativo frente a las formas de ocio asociadas al dinero y al consumo que nos ofrecen a diario. En este sentido el decrecimiento debe suponer una crítica radical a la mayoría de las formas asumidas por la industria cultural que nos bombardea en todas partes.

3º) Reparto del trabajo. Esta es una vieja y clásica demanda sindical que tristemente perdió peso con el paso del tiempo, como si el “sálvese quien pueda” sea la práctica más habitual de los actuales sindicatos.

4º) Fijar una renta básica de la ciudadanía. Un ingreso mínimo que beneficie a todos. Esto sería lógico en relación al propio reconocimiento de existir.

5º) Reducción del tamaño de muchas de las infraestructuras productivas, administrativas y de transporte. La globalización capitalista es un proyecto claramente centralizador y mastodóntico, que es posible con un crecimiento irracional del tamaño de las infraestructuras subvencionadas con recursos públicos en provecho de los intereses y beneficios de unos pocos.

6º) Recuperación de los elementos de la vida local. Un renacer de la vida rural frente a las megalópolis forjadas en las últimas décadas. Como consecuencia de este proceso se recuperarían fórmulas de democracia directa (concejo abierto) y de autogestión (la casería)

7º) Respecto a los actos individuales, la sobriedad y la sencillez voluntarias, dos elementos característicos de muchos de nuestros antecesores que fueron literalmente arrasados por el contrasentido del capitalismo y sus reglas. No está de más incluir en este terreno la defensa de proyectos que hacen de la lentitud (la educación lenta, la comida lenta), un aspecto poderoso y saludablemente articulador de la vida social recuperada.

Como habéis leído en todo el serial de nuestro TODO, la historia de la humanidad ha ido cambiando, la mentalidad también la forma de vida, etc. para que os hagáis una idea, ya de punto y final, os dejo un pequeño esquema de cómo este cambio también ha ido afectando a la forma de ver el medio ambiente (si picáis lo podréis ver bien)

Del DS a la RS

Ahora sólo nos toca buscar esos lugares en el mundo, que os digo que los hay, que realmente están llevando a cabo esta Retirada Sostenible y que no por ello han tenido que dejar de utilizar el teléfono, ni dejar de ver la tele e incluso pueden coger el coche de vez en cuando….

Y una reflexión final (de propia cosecha):

Con todo lo anterior podemos deducir que esto de la SOSTENIBILIDAD, es complejo y muchas veces engañoso, ya que muchas empresas se ponen esa etiqueta de sostenible únicamente de cara a la galería. Hay quien habla incluso de “balas sostenibles”, que matan igual de bien pero no contaminan porque no tienen plomo. Por eso no es oro todo lo que reluce, hay que mirar, observar e incluso navegar un poco por la red para descubrir lo que realmente vale la pena.

“Si no cambias de rumbo, vas a llegar a donde te estás dirigiendo”

Anuncios

4 comentarios el “Un “Todo” conectado (el punto y final)

  1. ¡¡Que interesante el tema que planteas Lía!!, seguramente todos nos hemos aplicado la famosa frase de “Hemos vivido por encima de nuestras posibilidades”, probablemente sí pero tenemos que identificar en qué aspectos podemos ser mas “sostenibles” en nuestro día a día sin que esto justifique no tener cubiertas las necesidades básicas…ahora toca preguntarse ¿qué es lo básico y por tanto lo irrenunciable?…

  2. Diana dice:

    Cuanto se aprende en este blog!

  3. Lia dice:

    GRacias chicas!! Yo creo en los pequeños cambios que pueden hacer grandes cosas

  4. uis que temas más complejo! y si la experta piensa que le pueden engañar que no pensaremos el resto :(

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s